Concepto y cómo sacar una conclusión.

Te explicamos qué es una titulación y para qué sirve. Además, cuáles son los pasos para llegar a una conclusión efectiva.

Conclusiones
Es un argumento derivado lógicamente de las premisas que se evalúan.

¿Qué es una conclusión?

Como sugiere el nombre, la conclusión se deriva del latín terminadoIo (literalmente «cierre» o «fin»), es la parte final de un argumento, estudio o disertación. En él se espera que las premisas y el desarrollo del pensamiento conduzcan a establecer algo como verdadero, válido o posible, siempre de acuerdo con lo previamente explorado y establecido.

Por tanto, se espera que una investigación científica concluya que las conclusiones son hallazgos o descubrimientos que aportan nueva información sobre el tema; De un ensayo teórico se espera que las conclusiones defender alguna forma de interpretación del asunto en cuestión; Por mucho que se espere que una investigación policial resulte en un veredicto de culpabilidad.

En el campo de la lógica, la conclusión es la premisa final de un argumento, cuya vigencia se deriva de las premisas anteriores. Una conclusión puede ser verdadera incluso si sus premisas no lo son, por lo que una conclusión válida no valida los pasos dados para llegar a ella.

Dependiendo del contexto, al final de un ensayo o investigación, podemos tener una sección con conclusiones, conclusiones y recomendaciones (que deben manejarse de manera diferente), o simplemente tener como objetivo una conclusión general.

Cabe señalar que un grado No es una opinión, una sugerencia o un resumen de lo anterior.sino un argumento derivado lógicamente de las premisas evaluadas, es decir, el resultado de un trabajo de reflexión y evaluación.

Ver también: Introducción

¿Cómo sacar una conclusión?

Aunque cada tema e investigación requiere sus propios métodos de análisis, es posible proponer una forma de encontrar las conclusiones en un argumento o investigación.

Los pasos serían los siguientes:

  • Evalúa las premisas. Esto muchas veces significa volver a lo ya descubierto, releyendo el cuerpo de la indagación o reflexión en la que planteamos los puntos a discutir y desarrollamos el tema. No se puede sacar una conclusión sin entender primero el tema específico.
  • Seleccione la información clave. Separar la información contextual y superflua del núcleo del problema, por así decirlo, ya que las conclusiones se relacionan principalmente con el objetivo general de la investigación y su tema central de interés, aunque posteriormente es posible sacar conclusiones secundarias en torno a temas subyacentes. .
  • Elige una postura. Aunque esto no significa necesariamente expresar una opinión o hacer una declaración subjetiva o personal, una declaración final sobre los resultados de la disertación requiere una declaración de posición. Debe poder relacionarse con los resultados que ha logrado y, para hacerlo, puede hacerse una serie de preguntas clave:
    • ¿Qué significan los resultados de la investigación?
    • ¿Cuáles son las consecuencias?
    • ¿Qué implicaciones tienen?
    • ¿Porque son importantes?
    • ¿Adónde nos llevan?
  • enviar un mensaje Una vez que se comprenden las premisas y se establece una posición sobre los hallazgos, se puede emitir un mensaje que cierra la indagación o argumento y permite extraer conocimientos definitivos (generales o específicos) del asunto planteado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.